miércoles, 28 de diciembre de 2011

La casa de la familia Numérica

Ayer, comprando revistas de punto de cruz para mi hija Analie, me encontré con este libro. Está dedicado y la receptora del obsequio no le dio importancia. A mí me parece mentira que al buscar en Google no haya ni una mención al libro. El colofón dice que se imprimió en el 2002, la dedicatoria es del 2006. Está medianamente bien hecho en Mediabyte (estaría muy bien si no se hubiese desencolado del lomo).

Este es el PRÓLOGO: "Las familias de figuras geométricas planas, tridimensionales y otras familias afines a ellas, han recibido cartas enviadas por Universo y su esposa Extensión. Descubre el asunto de las correspondencias y la reacción de cada familia. Acude al lugar adecuado en el momento apropiado. Sigue el haz de luz hasta el lugar llamado El Conocimiento y entérate del resultado de un trascendental evento. De regreso al planeta Tierra, tú también podrías contribuir a la superación, felicidad y perpetuidad del género humano. EL AUTOR".

Los dibujos son del propio autor y la diagramación de Gerardo Germán



Este es un libro hecho por un dominicano como reza en la solapa, que inexplicablemente no había visto ni oído mencionar y que tampoco aparece en el buscador de Internet a pesar de que promete calidad. Si bien es cierto que nuestra LIJ no tiene profesionales dedicados a tiempo completo, también es cierto que los pocos que hay son ignorados ante la avalancha de autores extranjeros. Yo espero que sea un propósito del 2012 enmendar este error que termina lastimando el acervo cultural dominicano. Si estoy equivocada, por favor, me lo hacen saber.


"RAMÓN NINA T. nació en la República Dominicana en 1951. Es egresado de la Universidad Autónoma de Santo Domingo, donde cursó la licenciatura en Administración Pública (1981) y la Maestría en Educación Bilingüe (2002). Es autor de la novela El Último Sueño de Dionisio Patrón (1986); de poemas, entre ellos Canto a la Patria (Himno del Dominicano Ausente) (1994) y Canto a la Humanidad (1998). En su obra Reencuentro Lírico (2001) presenta diez poemas con arreglos para el canto. Desde el 1994 imparte docencia en las escuelas públicas de la ciudad de New York".

"LA CASA DE LA FAMILIA NUMÉRICA es un cuento que resalta lo positivo del conocimiento numérico a temprana edad y la necesidad de métodos sencillos y divertidos para su enseñanza. Al mismo tiempo sugiere una conducta social global que permita alcanzar niveles de superación de la especie humana".


miércoles, 21 de diciembre de 2011

La lechuza y la cigüeña



En el cóncavo agujero
de la pared de una iglesia
Doña Lechuza habitaba,
y de la torre el testero
por ser la mansión que aprecia
una Cigüeña ocupaba,
de modo que sus visitas
se hacían como vecinitas.

La Lechuza en una de éstas
después del común saludo
así le habló a la cigüeña:
con mil preguntas molestas,
vecina donde ti acudo y fiel
la amistad se empeña
en que tu sabio consejo
me des para mi manejo.

No me dirás mi querida,
¿por qué en asuntos civiles,
políticos, o de Estado,
si una ley es infringida
al punto corren a miles
los soplos al magistrado,
pero en los de Religión
todos se ponen tapón?

Con relación muy prolija
el negro Cuervo ayer vino
a delatar del Milano,
que viendo una Lagartija
en el patio del vecino
atrevido le echó mano:
¡y el pobre sufrió la pena
del que viola casa ajena!

Pero al Murciélago feo
aunque saca su pitanza
de la Iglesia, yo lo vi
sostener con devaneo
que ya no estaba en usanza
creer en el Trimurtí;
y otros al desprecio dan
por fabuloso el Vedám.

¿Y no es ley constitutiva
del Estado conservar
la Religión con pureza?
¿Pues cómo no hay esa activa
diligencia en denunciar
al que niega su certeza?
aquí mis dudas tenéis,
decididlas si podéis.

La Cigüeña con sonrisa
de este modo le responde:
si la Religión, comadre,
diera buen sueldo y divisa,
hiciera Marqués o Conde
a quien en su favor ladre,
tendría muchos delatores
contra sus innovadores.

Pero como las promesas
que ofrece son reservadas
para la vida futura,
y nadie en esas larguezas,
aunque sean muy colmadas,
la bucólica asegura,
en lugar de abrir la boca,
todos dicen: no me toca.

Por José Núñez de Cáceres


 José Núñez de Cáceres fue el primero en utilizar la literatura como arma de denuncia social y política. Nació en 1772 en Santo Domingo. Fue rector de la Universidad Autónoma de Santo Domingo y director del periódico El Duende. Proclamó la primera independencia, que se denominó la Independencia Efímera debido al poco tiempo que duró. Escribió doce fábulas, entre las cuales se citan: "El conejo, los corderos y el pastor","El lobo y la raposa","La araña y el águila" y "El abejarrón y la abeja“. Firmaba estas con el pseudónimo de”el fabulista principiante“, por esto y por sus obras se le atribuye el merito de ser el primer fabulista criollo. Murió desterrado en México en 1846. Juan Pablo Duarte (1813-1876) escribió poesía no para ser publicada y lamentablemente gran parte de su obra desapareció en el exilio. Se conserva un romance en el que se describe la partida al destierro forzado por Pedro Santana en 1844, este recibe el nombre de”La cartera del proscrito“. Además escribió otros poemas como”Suplica“,”Desconsuelo“,”Antífona“y en prosa escribió”El proyecto de la constitución.“

miércoles, 14 de diciembre de 2011

BIJRD entrega premios a ganadores del concurso “Te Regalo un Sueño 2011”





La Biblioteca Infantil y Juvenil República Dominicana, el Despacho de la Primera Dama y el Programa Internacional de Acercamiento a la Literatura Infantil (PIALI), realizaron la entrega de premios del Concurso Infantil de Cuentos y Poesías “Te Regalo un Sueño 2011”.

Esta es la sexta versión de este concurso que tiene como objetivo estimular la creatividad infantil y fomentar el aprecio por la lectura y la creación literaria en niños y niñas, adentrándolos en el maravilloso mundo de las historias y el universo del libro.

El acto de premiación que se realizó en el auditorio La Trinitaria de la Biblioteca, fue presidido por Teresa Peralta, directora de la BIJRD; Dulce Elvira de los Santos, sub directora de extensión cultural de la Biblioteca y representante del PIALI en el país.

“Estos niños que hoy leen y escriben serán los dramaturgos, autores y escritores del mañana, por eso desde esta Biblioteca continuaremos promoviendo e incentivando la lectura en los más pequeños. Agradecemos a los patrocinadores por el apoyo, y al equipo de la Biblioteca quienes han estado durante tres meses trabajando para que todo salga bien en este concurso”, dijo Teresa Peralta.

También se dieron cita en representación de los patrocinadores Ruth Herrera, de la Editora Alfaguara y Eva Lora, de La Asociación La Nacional de Ahorros y Préstamos.

“Una vez más los niños y niñas se han lucido transformando palabras comunes en verdaderas creaciones literarias. Felicitamos a todos los participantes por el trabajo tan lindo que realizaron. Felicitamos también a los directores y profesores quienes se involucraron junto a los chicos en este certamen”, declaró Dulce Elvira, quien además agradeció a los patrocinadores por el apoyo.

Los ganadores fueron seleccionados por un jurado experto integrado por las escritoras Leibi Ng, Lady Diana Castillo y Ruth Herrera. Los galardonados recibieron como premio cuentas de ahorro de La Asociación La Nacional de Ahorros y Préstamos, juguetes Playmobil de Juguetes S.A., libros de cuentos de Editorial Alfaguara, cámaras digitales, memorias USB y certificados de participación.

El acto contó con una participación de los angelitos del elenco del espectáculo “El Nacimiento del Niño Jesús”, quienes transmitieron un mensaje de paz al público presente. Para el cierre se presentó la obra “Musa, tataramusa”, interpretada por los actores Canek Denis y Aniova Prandy.

Canek Denis y Aniova Prandy



.

Maletas solidarias llenas de libros La escritora dominicana de cuentos infantiles Virginia Read presenta su último proyecto con los niños de su país

Virginia Read, escritora dominicana
radicada en Oviedo, España.
Ángel FIDALGO

«Lleva un libro en la maleta» es el título del libro infantil que presentó ayer la escritora dominicana afincada en Oviedo Virginia Read, en la sede de la editorial Pintar-Pintar, en el transcurso de un acto en el que estuvo acompañada de un grupo de amigas, la mayoría madres del colegio de las Teresianas, además de por las editoras.

«Cuento la historia de una niña dominicana, Yaniris, que emigró a España con su familia, y los problemas de adaptación con los que se encontró, pero a los que pudo hacer frente gracias a la lectura que le facilitó su integración en el entorno y a la nueva vida», explicó Virginia Read. El libro está ampliamente ilustrado por la dibujante italiana Lucía Sforza.

¿El mensaje que pretende transmitir con este libro? «Los valores que aporta la lectura, la satisfacciones que da el amor a los libros y, sobre todo, la importancia de la solidaridad que está basada en una buena educación».

Éste es el primer libro que la autora de literatura infantil publica en España después del éxito alcanzado por sus tres primeros libros en la República Dominicana, escritos en colaboración con diferentes autores del país caribeño, donde próximamente sacará a la luz dos nuevos cuentos, uno de ellos editado por Alfaguara.

Virginia Read precisa que «Lleva un libro en la maleta» es mucho más que un libro, ya que toma el nombre de una asociación cultural del mismo nombre que ella impulsa, que trabaja fundamentalmente en Asturias para animar a las personas que viajan a la República Dominicana a que en sus maletas incluyan algunos de los libros que ya leyeron en sus casas para que puedan disfrutar de ellos los niños dominicanos.

«Nuestra isla es un paraíso, pero en los barrios de las ciudades o en las escuelas y bibliotecas de las zonas rurales no hay libros para los niños, y esa carencia es la que estamos empeñados en corregir con esta iniciativa», Explicó Read, que es la promotora de esta labor solidaria. La autora comenzó escribiendo cuentos para sus hijos, que nacieron en Oviedo, para darles a conocer aspectos de la cultura dominicana y vivencias de su infancia.

Dos fundaciones, Apoyo a las Bibliotecas Dominicanas y HHS, se encargan de dar seguimiento a los libros que los turistas o los emigrantes que retornan por vacaciones llevan en sus maletas, para que su distribución sea la más adecuada, igual que hacen con todo el material escolar que reciben.

viernes, 9 de diciembre de 2011

Mi testimonio sin a

A los seres humanos




Los únicos senderos que te unieron conmigo
fueron sencillos y continuos.
Te diré que fui un reptil
que no emitió sonidos y soñó mucho
Mi futuro pudo ser terrorífico o dichoso.
Viví en territorios rocosos y típicos,
secos, espinosos, donde el tiempo devino
entre portones, dedos, quesitos y ruidos
desconocidos.
Fuimos uno, dos o tres.
Fuimos cinco o ciento veintitrés.
Según cómo se nos consumió
o se nos miró. Mi estilo persistió
por milenios. Crecí.
Me reproduje por huevos
que sentí tensos dentro de mi piel estéril
como forro de cuero curtido.


Frecuentemente, en mis excursiones
por el monte infinito
tomé simientes y lirios.
Los sembré. Crecidos
se convirtieron en el muro de mis sueños.
Sobre ese muro siempre verde,
sin rumbo cierto,
oscureció pronto
y se fue mi juventud.
Entonces mi cuerpo reseco de tiempo
no resistió.
Envejecí milenios y pude morir
si no hubiese engullido
esos brotes exquisitos,
higos, nueces, coles y flores.


Todo el tiempo miré el muro.
Luego pisé firme y comprendí
el sentido del temblor
y el estrépito de los cuernos.


Surgieron los tiempos lluviosos
y el muro fue mi refugio.
Dormí por cientos de noches.
En sueños felices desové
y comí cogollos tiernos dentro del muro.


Ninguno prestó interés por el designio
de proteger de tiempo en tiempo
nuestros huevos.
Entonces tuve sed.


Me quedó el sol infinito.


De pronto miré el cielo dulce
y desde mi muro siempre verde
donde soñé vivir en el presente
y en el futuro, te dije adiós.


Por eso el único sendero
que te unió conmigo
se borró en el tiempo,
por siempre.


©Jenny Montero


Del libro Éranse unas criaturas del monte

Jenny Montero, Premio Anual de LIJ Aurora Tavárez Belliard 2005



"Animales y plantas cuyas poblaciones se contaban por millares están ahora representadas por unos pocos sobrevivientes. Se dice, por eso, que muchos de ellos están en peligro de extinción.
¿Qué procesos echar a andar para salvar a los animales amenazados?
¿Quién podría reparar los daños ocasionados?
El hombre, el gran depredador, es también el único que, tomando conciencia de esta absurda destrucción, tendría la respuesta.
Y los niños ¿qué pueden hacer para ayudar?
¿Cómo puedes tú contribuir a la conservación de las especies?
La lectura de este libro te enseñará a respetar a las criaturas de la naturaleza, a vincularte con ellas en una convivencia sana, a no lastimarlas y a disfrutar viéndolas en libertad".

En este libro, que puede ser un excelente regalo de Navidad, usted encontrará relatos y poesías sobre culebras, solenodente, iguanas y diversos pájaros, escritos con amor por una verdadera pedagoga, amante de su país y de la naturaleza. 


"Jenny Montero nació el 1º de diciembre en Santo Domingo, República Dominicana. Su familia es numerosa, unida y alegre; apegada a la naturaleza. Es una persona sencilla que se distingue por el genuino interés con que realiza todas las actividades en las que se involucra.
Licenciada en Educación mención Letras en la UASD tiene un Master of Arts en la University of Illinois de Chicago. Se ha desarrollado como docente en la escuela de Letras de la UASD donde también se desempeña como coordinadora de la Cátedra Teoría Crítica e Investigación. Ha colaborado en la creación y elaboración de textos para la educación Básica y para la educación Artística tanto con editoras nacionales como internacionales. Posee inéditos ensayos sobre literatura infantil dominicana y numerosos artículos publicados en suplementos de circulación nacional".

"En 1987 obtuvo el Premio Anual de Ensayo con su obra La Cuentística Dominicana. Sigue desarrollando con éxito su carrera académica y al mismo tiempo se dedica a la prolija investigación del paisaje dominicano y sus criaturas. Siempre comprometida con la exigencia estética y el respeto por los valores de la niñez, escribe relatos variados que ven la luz ahora en Éranse unas criaturas del monte.
"Jenny Montero con su contagiosa vitalidad se acerca al paisaje dominicano con la ternura de alguien que sabe que sólo sabiendo de lo nuestro se puede amar más".


El libro es de EDITORA NACIONAL

martes, 6 de diciembre de 2011

Vuelo de amigos

Presentación.

Vuelo de Amigos es un regalo de amor como la amistad y el trabajo compartido. Contiene más que buenos relatos, sentimientos y entretenimiento comprobados, porque fue formado al calor del Círculo de Escritores Dominicanos para Niños y Jóvenes, un grupo de hombres y mujeres motivado por la fe en la literatura infantil dominicana.

La autora de este libro, Doña Aída Bonnelly de Díaz, es la persona más entusiasta de nuestro Círculo. Orientada hacia los resultados, sus palabras precisas han brotado como de una fuente generosa para estimular el trabajo bien hecho, pero sobre todo, el trabajo responsable y cumplido. Como nada le es ajeno, después de probar su talento como pianista, articulista, pedagoga, crítica, ensayista… Aída Bonnelly de Díaz llega a la escritura para niños y jóvenes con una línea directa de comunicación con ellos, que es cada día más eficaz sin necesidad de Internet, beepers, celulares ni doble línea, utilizando un envidiable poder de síntesis y una técnica creativa que va de lo real a lo imaginario y viceversa, el resultado es bueno, bonito y brillante.

Sombra Sombrita. Valida los sueños infantiles como dignos del mayor respeto  porque repercuten en una personalidad futura.

En El Secreto de Sofía y  Los Sabios Ruiseñores,  con estilo comedido y elegante lenguaje, Aída convierte en protagonistas a tres seres vivientes de la cultura dominicana. Uno es la palma real, firme guardiana de nuestros suelos y en cuya formación de raíces entrelazadas se inspiró el padre de doña Aída, el Ing. Bonnelly, para levantar el imponente obelisco del malecón que ha resistido los más fuertes ciclones igual que las palmeras.

Otro es la cigua palmera, ave nacional que forma nidos en condominio con tierna naturalidad en un ejemplo de convivencia y armonía.

El tercero es la yagruma, árbol ornamental que, estéril en su verdor, una vez ofrendaba hasta la última gota de su savia, frágil y grácil nos regala sus enormes hojas de plata y cobre, como recordándonos lo efímero de la belleza física.

El relato de Si-Guapa se vale de una pronunciación criolla para remitirnos al pensamiento mágico de nuestros campesinos, su aprecio por los ancianos, quienes representan la sabiduría, así como las visiones sucesivas que surgen de acuerdo con las personalidades que aparecen en el cuento y sus distintas percepciones de nuestra auténtica leyenda de monte: La Ciguapa.

En Vuelo de Amigo,  cuento que da título a esta obra, con singular fantasía se concreta el valor de la amistad que sobrevive al triunfo efímero que caracteriza la vida artística competitiva.

Dora, Malvina y su Amiga, nos enfrenta a nuestras propias deformaciones, prejuiciados frente a lo nuevo, lo innovador o diferente.

Por último, en El Artefacto, en una muestra ejemplar de la sensibilidad ante el mundo que la rodea, la autora contribuye a divulgar el evento espacial del año 1997: el “amartizamiento”  o llegada a Marte, del Pathfinder, el 4 de julio, salido de la Tierra el 4 de diciembre de 1996 a bordo de un cohete Delta II, desde Cabo Cañaveral, Florida.

El Pathfinder se colocó en un valle rocoso de Marte llamado Ares Vallis. El cuento  de Aída Bonnelly de Díaz se refiere al Sojourner, un vehículo de seis ruedas, equipado con cámaras que transmiten imágenes de Marte para la exploración de su geografía y que está operado por control remoto desde nuestro planeta.

Probados una y otra vez en lecturas experimentales y placenteras al calor de las aulas o las actividades culturales dirigidas a niños y jóvenes, los cuentos de Aída Bonnelly de Díaz son un singular regalo de sencillez, bondad y buen gusto.

Queda sólo algo más por decir: disfrútenlos y háganlos suyos porque nacieron para nosotros, los dominicanos que amamos la buena literatura.

Leibi Ng
Círculo Dominicano de Escritores para Niños y Jóvenes

   

lunes, 5 de diciembre de 2011

Valores más importantes

Solidaridad- Autenticidad – Fidelidad- Bondad-
Agradecimiento- Responsabilidad- Libertad- Amistad-
Belleza- Paz- Laboriosidad- Justicia-
Autocontrol- Autoestima- Austeridad- Alegría-
Altruismo- Calma- Compasión- Comprensión-
Confianza- Autoconocimiento- Cordialidad- Reflexión-
Creatividad- Generosidad- Decisión- Diálogo-
Delicadeza- Dignidad- Diligencia- Diversión-
Disciplina- Disponibilidad- Dolor- Educación-
Eficacia- Elegancia- Entusiasmo- Equilibrio-
Esfuerzo- Esperanza- Espiritualidad- Estabilidad-
Carácter- Éxito- Familiaridad- Familia-
Fe- Felicidad- Firmeza- Fortaleza-
Gozo intelectual- Gratitud- Heroicidad- Honradez-
Higiene mental- Hospitalidad- Humanidad- Humor-
Ideal- Identidad- Ilusión- Modestia-
Imaginación- Autonomía- Singularidad- Madurez-
Magnanimidad- Mansedumbre- Mayores- Misericordia-
Modelos- Moral- Naturalidad- Obediencia-
Optimismo- Orden- Paciencia- Piedad-
Placer- Poder- Realización-
Razonabilidad- Relajación mental- Respeto- Riqueza-
Sabiduría Salud,bienestar Seguridad Sencillez
Sentimiento- Serenidad- Sexualidad- Silencio-
Tiempo- Tolerancia- Trabajo- Trascendencia-
Urbanidad- Valentía- Voluntad- Vulnerabilidad-
Aceptación de sí- Flexibilidad- Iniciativa.